Ayrton Senna

194618Antes de cada Gran Premio, tenía la costumbre de leer algún pasaje de la Biblia. Una vez contó que durante una curva en Eau Rouge, del Circuito de Spa-Francorchamps, habló con Dios. Senna era un piloto que, prácticamente, volaba dentro de la pista. Su fuerte eran las carreras en pista mojada. En el Gran Premio de Europa de 1993, disputado en Donington, bajo la lluvia, Ayrton dio un espectáculo de cómo maniobrar en pista mojada. Esta carrera es considerada como un clásico de la era moderna de la Fórmula 1. En todas las carreras que compitió, Senna acostumbraba a dar dos vueltas antes de cruzar la línea de partida. En el Gran Premio de San Marino en 1994, minutos antes de su fatal accidente, dio tres vueltas.

This entry was posted in Deportes. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s